¿Qué es un Tema hijo (Child Theme) en WordPress?

Seguramente estás pensando en crear un child theme, o por lo menos, tienes curiosidad en saber qué es exactamente y cómo se puede integrar uno en tu WordPress. Un tema hijo presenta una serie de ventajas que no tiene un tema padre.

Por ejemplo, puedes evitar perder todos los cambios que has hecho cuando se actualice tu themes.

A continuación veremos que es un child theme y echaremos un vistazo a alguna que otra ventaja y desventaja que presenta tener un tema hijo activado.

¿Que es un tema hijo?

Un tema hijo es un tema que se crea a partir de otro tema, generalmente el tema padre, también conocido como tema principal o raíz.

El tema hijo hereda todas las características y funcionalidades del tema padre, pero permite que se realicen cambios específicos sin afectar al tema padre. Esto es útil si tienes pensado actualizar el tema padre en un futuro (créeme que lo harás) y deseas preservar tus cambios o personalizaciones.

¿Qué función cumple un Child theme?

Resumiendo un poco, un Child Theme cumple la función de una plantilla simple que podemos utilizar para modificar y agregar funciones, sin tener que tocar los archivos originales de la plantilla principal.

que funcion cumple un child theme
fuente: https://nickschaeferhoff.com/wordpress-child-theme/

Un Tema hijo es algo así como el chasis de un coche. Puedes pintarlo o incluso modificarlo, sin tener que tocar el motor. De esta manera, puedes hacer modificaciones sin tener que cambiar ninguna parte interior, o que afecte al núcleo directamente.

¿Cómo crear un tema hijo?

Hay varias formas de crear un Tema hijo en WordPress, algunas más complicadas que otras. Pero en general, es una forma fácil de crear como un “mini tema” para modificar a tu gusto.

La forma más sencilla es a través de un plugin, con un par de clics, ya tendrás tu child theme instalado.

Crear un child theme en WordPress con un plugin

Crear un tema hijo mediante plugin no tiene mucho misterio. Aquí te dejo un vídeo donde lo explico.

Simplemente deberemos ir al repositorio de WordPress y buscar un plugin para su creación. Verás que hay una gran variedad, déjate llevar por tu instinto y elige el que más rabia te de… Bueno, puedes hacer eso, o elegir el plugin que más reviews y más votaciones positivas tenga. Quizás esto último sería la mejor opción.

Crear un child theme mediante código

Para crear un child theme, solo necesitamos crear 2 archivos, el archivo functions.php y una hoja de estilos styles.css. Es posible que después de leer esto último, te hayas quedado igual.

No te preocupes, te dejo un vídeo sobre cómo crear un child theme de forma fácil.

Parece un poco complicado al principio, pero es realmente fácil.

Como puedes personalizar tu Child Theme

Normalmente las plantillas de WordPress vienen con opciones de personalización y en cada tema se pueden aplicar de diferentes maneras. No obstante, todos los temas de WordPress utilizan un archivos css (o varios) normalmente llamado style.css.

Cabe la posibilidad de que tu tema utilice otro archivo CSS. En ese caso, deberás buscar el archivo acabado con el mismo sufijo “.css”. También puedes buscarlo desde el archivo functions.php buscando la opción de “wp_enqueue_style”.

A través de este archivo de estilos podemos empezar a diseñar nuestro sitio si tenemos conocimientos en CSS.

Si no tienes conocimientos en CSS deberás buscar cualquier theme con un constructor visual o sistema similar de “Drag & Drop”. Existen opciones muy interesantes, como Generatepress + Elementor, Divi o descargar un Child theme de Genesis StudioPress, entre otras muchas opciones.

¿Por qué deberías crear un tema hijo en WordPress?

Este tipo de temas presenta ciertas características que lo hacen una opción realmente interesante para ciertos temas. En especial, aquellas plantillas que se suelen actualizar a menudo. Aunque no es todo de color de rosa, como se suele decir. También existen algunas desventajas que hay que tener presente. Veamos a continuación estas ventajas y desventajas de los child themes.

Ventajas de crear un Child theme

Los temas hijo tienen ciertas ventajas sobre los temas regulares: permiten que los usuarios hagan cambios de diseño más específicos a través de la edición del código sin modificar ni tocar el tema padre.

De esta forma, el trabajo que se haga en el tema hijo no se pierde cuando el tema padre es actualizado. En otras palabras, el tema hijo es una buena manera de preservar las modificaciones realizadas en un tema padre o main theme.

Por ejemplo, si queremos modificar los estilos CSS o queremos agregar una función de PHP en nuestro archivo functions.php, podemos hacerlo a través del child theme sin correr el riesgo de que se borren las modificaciones cuando se actualice.

Desventajas de crear un Child theme

La principal desventaja de tener un child theme activado es que puede afectar un poco al rendimiento de tu sitio web. Ya que, para que funcione el tema hijo ha de hacer una llamada al tema padre y esto puede ralentizar un poco tu WordPress.

En función del tema que tengas puede ser realmente complicado realizar según qué tipo de modificaciones de tu tema hijo para que quede “bien”. Agregar cualquier tipo de funcionalidad puede ser un verdadero dolor de cabeza si no dominas un poco el tema (desarrollo de WordPress y/o PHP). 

¿Cómo actualizar un tema hijo de WordPress?

Lo primero que tienes que saber antes de actualizar tu child theme, es que en la mayoría de casos no hace falta actualizar a una nueva versión el tema hijo. Ya que un child theme está pensado para que no se tenga que actualizar y consta de pocos archivos y funcionalidades.

No obstante, si has hecho muchas modificaciones en la hoja de estilos de tu tema hijo, no es necesario actualizarlo a una nueva versión del tema. Sin embargo, si crees que quieres actualizarlo, asegúrate de hacer una copia de seguridad completa de tu sitio antes de hacerlo. Para actualizar tu tema hijo, sigue estos pasos:

  1. Descarga la última versión del tema hijo desde el sitio web del desarrollador.
  2. Descomprime el archivo descargado y sube la carpeta al directorio `/wp-content/themes/` de tu sitio de WordPress.
  3. Activa la nueva versión del tema hijo desde el panel de administración de WordPress.
  4. ¡Pues ya estaría!

Y hasta aquí esta mini guía sobre Temas Hijo o Child Themes de WordPress. Espero que te haya servido de ayuda y recuerda que si tienes alguna duda o cualquier sugerencia puedes dejarla aquí abajo en los comentarios.

Si hay algo que todavía no te han explicado está aquí

Apuntate al boletín y conoce los secretos mejor guardados del Blogging, SEO, Marketing y Wordpress.

Suscríbete

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.